Skip to main content
It looks like you're using Internet Explorer 11 or older. This website works best with modern browsers such as the latest versions of Chrome, Firefox, Safari, and Edge. If you continue with this browser, you may see unexpected results.

Migración laboral en América Latina y el Caribe - Países: México - Corredores migratorios

Corredor: Norte de América Central / Centroamérica

“El ritmo de crecimiento económico bajo de El Salvador, Guatemala y Honduras países del Triángulo Norte de Centroamérica (TNC) no ha permitido generar un cambio sustancial en la oferta de oportunidades para una población predominantemente joven (…) Este crecimiento no inclusivo, la falta de oportunidades y el desbordamiento de la violencia por parte del crimen organizado transnacional, se han convertido en los principales motores de la emigración” en esta región que conforma el TNC (Plan de Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte). “La violencia, la falta de oportunidades y el proceso que conlleva migrar impacta en particular a los grupos en situación de mayor vulnerabilidad como las mujeres, los niños y niñas y las personas LGBTI” (Declaración de Brasil, 2014) Actualmente la noción de México solo como país expulsor de migración ha cambiado, debido a que las nuevas dinámicas de movimientos migratorios han transformado a México, además de ser un país emisor, en un país de tránsito y destino.

[Ver más sobre este corredor]

Corredor: Centroamericanos, Mexicanos y Panameños a Trinidad y Tobago

 

Para el caso de Trinidad y Tobago, aún es escasa la información con la que se cuenta. Sin embargo, se ha podido resolver algunos puntos importantes que se consideran vitales de reseñar. 

[Ver más sobre este corredor]

  • Triángulo Norte: Guatemala, Honduras y El Salvador constituyen el triángulo norte de Centroamérica TNC. En los últimos años los países del Triángulo Norte de  Centroamérica han sufrido un dramático aumento de la violencia por parte de grupos delictivos organizados. Las tasas de homicidio actuales se encuentran entre las más altas jamás registradas en la región y son tan mortales como muchos conflictos armados contemporáneos (ACNUR, 2016). Los países limítrofes y cercanos están recibiendo un número creciente de ciudadanos de estos países buscando protección internacional. Entre las personas que huyen hay un aumento en el número de mujeres y niñas y menores no acompañados o separados. Estos grupos son particularmente vulnerables a abusos sexuales, tráfico de personas y otros riesgos tanto dentro de sus países de origen como durante el desplazamiento (ACNUR, 2016).
  • A inicios del año 2014 el Gobierno Mexicano lanzó el Programa Frontera Sur el cual busca regularizar el paso de los guatemaltecos y beliceños por medio de las tarjetas de trabajador fronterizo (TVTF) y de visitante regional (TVR) además de acciones interinstitucionales en materia de protección para los migrantes, combate a la delincuencia organizada, prevención social del delito y acceso a servicios públicos y sociales. (SICREMI, 2015).
  • Declaración de Acción de San José: El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR) y nueve gobiernos de América Central y del Norte, que reafirma los principios básicos de las leyes internacionales de refugiados. Este compromiso hace énfasis en el área de protección a los centroamericanos que han debido escapar de la violencia en la región. Costa Rica, Belice, El Salvador, Guatemala, Honduras, Panamá, México, Estados Unidos y Canadá se esforzarán por reforzar la seguridad de los desplazados, refugiados y solicitantes de asilo.
  • Hasta 400,000 migrantes indocumentados, es el número estimado de personas que cruzan anualmente la frontera sur. (ACNUR, 2016).  
  • Más de 230.000 ciudadanos del TNC fueron  detenidos  por  las  autoridades  y  devueltos  a  sus países de origen en 2015. Esto es casi el doble en comparación con 2011. (ACNUR, 2016).
  • En el año 2015, 36,000 niños fueron detenidos por las autoridades migratorias mexicanas de los cuales 18,000 eran no acompañados. (ACNUR, 2016).
  •  A finales de 2016,  habían  un  total  de  1.999  espacios  disponibles  en  el  albergue  para  las  personas (desplazadas) de  los  cuales  883  espacios  están  destinados para hombres, 384 para mujeres, 302 para familias, 36 para personas LGBTI, 151 espacios para mujeres con niños y 254 para niños y niñas no acompañados o separados. Del total del número de espacios en 2016, el ACNUR apoyó la creación de 908. (ACNUR, 2016).
  • “De conformidad con la Comisión Mexicana de ayuda a Refugiados (COMAR) México recibió un total de 8.781 solicitudes de asilo en 2016, de las cuales un 91.6 % fueron de TNC. En total, 3.056 personas fueron reconocidas como refugiadas o recibieron protección complementaria, lo que representa un incremento  del  175   por  ciento  en  relación  con  el  número  total  de solicitudes  de asilo durante  2015,  y es además el mayor número de solicitudes de asilo registradas desde 1980, con una tasa de reconocimiento de un 63 por ciento. (ACNUR, 2016).
  •   A la sombra de un pequeño y selecto número de inmigrantes provenientes de Estados Unidos, Sudamérica y Europa se suma la de la frontera sur; con una diversidad de flujos: los trabajadores estacionales del altiplano occidental guatemalteco. Los pobladores centroamericanos asentados en la costa chiapaneca, y los trabajadores guatemaltecos transfronterizos (IMUMI, 2014: p.17)
  • La migración intrarregional se produce en una dinámica de movilidad sur-sur, fuertemente impactada por la feminización de la pobreza y la migración, así como por las características del mercado laboral transfronterizo. La población centroamericana en México presenta características diferentes del inmigrante promedio del país: viven y trabajan en condiciones de extrema vulnerabilidad. (IMUMI, 2014: p. 27)
  • “En el Estado de Chiapas, 55% de las personas nacidas en otro país son mujeres (Censo de Población y Vivienda 2010), Dentro de este marco, coexisten tres situaciones de mujeres migrantes: Trabajadoras inmigrantes (nacidas en Centroamérica que residen y trabajan en Chiapas); Trabajadoras transfronterizas (cruzan a trabajar a Chiapas por periodos cortos); y, Trabajadoras temporales (cruzan a trabajar por periodos de mayor duración o por ciclos agrícolas)” (IMUMI, 2015: p.3)
  • México como corredor extra-regional a Estados Unidos: Durante el año 2016 llegaron a la frontera norte personas provenientes de Haití, República del Congo, Ghana, Guinea, Etiopía, Bangladesh, Eritrea, Somalia, Sudán, Nigeria, entre otros, quienes en su mayoría se encuentra ya en Estados Unidos, no obstante, diariamente llegan a los puntos transfronterizos entre 200-300 nuevos migrantes intentando recibir asilo en Estados Unidos (OIM, 2017)